Paseo en la granja con mi bebé: ¿Podré yo sola?

Hace unos días Rodri y yo fuimos de paseo a una granja diseñada para el disfrute de las familias y sobretodo de bebés. Fue un paseo organizado por su Centro de Estimulación en el cual cada niño debía ir con su cuidador, la mayoría fue con su mamá, algunos con mamá y nana, y muy pocos con papá.

Varias mamás prefirieron no ir debido al gran esfuerzo y hasta reto que significa salir de paseo por tantas horas, sola con un bebe, a un lugar desconocido. También yo, al inicio dudé de mi capacidad de poder satisfacer sola de todas las necesidades de mi hijo en medio del ajetreo de un paseo, con el bullicio de un montón de niños más, y a la vez, lograr que él disfrute el paseo, o sea, sin estar sobre él, controlándolo sin limitarlo y cuidándolo sin privarlo de vivir una nueva experiencia; pero, por encima de cualquier temor o duda, estaba el hecho que experiencias como la que vivimos no se dan tan fácilmente, así que debíamos aprovecharla.

El atractivo principal de la granja fueron los talleres interactivos para bebés. Existían corrales con crías de cada especie a los que los bebés alimentaron, peinaron y acariciaron. Los bebés estaban felices y con ellos sus padres. Para muchos de nosotros el mayor contacto con la naturaleza o con diversas especies de animales, se reduce a un paseo en el parque y criar mascotas, por lo que interactuar con animalitos de granja es una experiencia que no sólo rompe la rutina de los bebés sino que los nutre de emociones positivas.

Modestamente puedo decir que estoy orgullosa de haber pasado satisfactoriamente esta prueba y quiero compartir contigo algunos puntos a tener en cuenta a fin de alentarte a que disfrutes con tu hijo cada experiencia nueva y que no dudes de tí (yo me lo voy a seguir repitiendo) siempre recordando que “mujer precavida vale por dos”:

1. Investiga acerca del lugar que visitarás, la ruta para llegar, las instalaciones, los servicios que brinda (resturante, wifi, tópico de emergencia), etc.
2. Con anticipación haz una lista de todo lo que llevarás: de tus pertenencias y las de tu hijo. Lleva una o dos mudas de ropa para tu bebe y también una para ti, al menos un polo extra, que si no es por algún vómito o alguna travesura de tu bebe, cargar el pañalero o bolso, corretear tras él y cargarlo innumerables veces para que no se pierda ni un detalle del paseo, puede hacer que termines empapada de sudor. Trata de llevar cosas que tengan doble uso, ya que lo que menos se desea es corretear al peque con una mochila de turista.
3. Lleva distracciones para el trayecto: smartphone o tablet con videos y canciones o juguetes pequeños, esto va a depender del tipo de movilidad que usarán. En todo caso, siempre le encantará que le describas todo lo que vean en el camino.
4. Trata de mantener sus horarios y tipo de comida. Habrá un gran desgaste de energía para los dos, así que lleva también snacks saludables.
5. Lleva tu propio minibotiquín. No te confíes, los tópicos de emergencia no están muy abastecidos y quizás hasta no tenga medicamentos para bebés. Además no estamos libres de los mareos y vómitos en el trayecto.


¡Hasta pronto!



Mamá&nené

Un espacio para padres que crían y educan con amor.
En cuanto a crianza no hay manuales, pero sí un sentimiento que compartimos los padres y es el amor por nuestros hijos, el amor que nos motiva a ser mejores y que nos mueve a buscar por todos los medios su seguridad, bienestar y felicidad. 
En Mamá&nené fomentamos la crianza respetuosa y toda forma de expresión de amor hacia nuestros hijos. Aquí encontrarás información sobre maternidad y diferentes recursos educativos para acompañar a tu pequeñ@ en un proceso de aprendizaje divertido. Creemos que la mejor forma de aprender es de la mano de las personas que nos aman. ¡Bienvenid@ a Mamá&nené!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Instagram