Ser mamá full time: los primeros dos años.

Llevo un remolino en la cabeza de tantos días de no escribir acerca de la maternidad y creo que muchos puntos se me van a quedar pendientes pero vamos con el primero, mi orgullo y escuela: ser mamá full time.

Hace unos días asistí a una reunión en donde una mamá, más o menos de mi edad, se presentó como empresaria, asesora de marketing, profesora universitaria, bloguera y mamá full time. Me quedé desconcertada y con la gran interrogante ¿y cómo lo hace? ¿cómo es mamá full time si tiene tantas otras ocupaciones? creo que la emoción del momento la hizo caer en un pequeño gran error, salvo que la bilocación sea una de sus capacidades.

Ser mamá full time, no es ser más o menos mamá, es sólo una decisión, pero una muy importante, ya que requiere un alto nivel de dedicación, paciencia, energía y por qué no decirlo postergación personal y profesional, lo cual no equivale a decir que una abandone sus ideales en este plano o que meta su cerebro al congelador y que se limite a pensar y actuar según los requerimientos de su(s) hijos(s). Es cuestión de prioridades, de acuerdos de pareja y de circunstancias muy personales.

Mi travesía como mamá full time inició poco antes de dar a luz, ¡cómo me sobraba el tiempo en ese entonces!, ahora tengo el trabajo que más me ha demandado física y emocionalmente en toda mi vida. Hace un tiempo  vi en un programa de TV unos datos estadísticos de México, en donde señalaban que por cada hijo una mujer incrementa cuatro años a su vida, he buscado esos datos para mostrárselos pero no los encuentro en la web, pero en todo caso ¿no es cierto? Basta con mirarse al espejo al final de cada día, si es que puedes y el cansancio no te tumbó antes, para ver como el cuidado de un niño el día completo equivale a que un huracán te pasó por encima.

Pero la naturaleza es sabia… ¡y una bruja!, que hace que nos de amnesia, amnesia del dolor del parto y por eso nos animamos a un segundo y un  tercero y no aprendemos; y amnesia de la crianza, porque nadie me va a decir que los primeros meses con un bebé son un lecho de rosas, ¡por Dios! si eres mamá primeriza y para "colmo" mamá full time, no te hagas la valiente y pide ayuda. Hoy tengo que hacer un esfuerzo mental para recordar lo difícil que fueron los primeros seis meses y es que mi cerebro se empeña en recordar las cosas lindas y en confabulación con mi reloj biológico me están haciendo desear un segundo loquillo.

¿Has escuchado acerca de los "terribles dos"? pues aquí algunos encantos de la edad desde mi experiencia como mamá full time, lo escribo antes que se me olvide y si esto lo lees tú mi enano, ¡pues aguanta! que esto es purita verdad:

  • El niño habla, habla y habla: cuando el niño llega alrededor del año una hace todo lo posible para motivarlo a hablar, pero cuando llega a los dos, ¡habla hasta por los codos! y no le puedes decir que se calle. Te pregunta, te conversa, te canta, todo muy lindo sí, ¡pero no para! no puedo escuchar ni mis pensamientos y si oso ignorarlo ¡grita! O insiste buscándome con su carita y diciéndome má má má má…tantas veces sea necesario hasta que por fin le haga caso.
  • No me deja sola ni para ir al baño: la casa es su reino, así que él decide donde entra y siempre claro siguiendo a su mamá. Cuánto extraño ir al baño tranquila, sin mi pequeño espectador y eso es lo mejor que puede pasar, porque lo normal es que entre conmigo se trepe a todos lados, coja las cosas, se moje, me tire el papel de baño y todo mientras mamá trata de controlarlo y ruega para que la dejen terminar por lo menos su chorrito de pis. ¿Poner el seguro a la puerta? No, eso ya no funciona, porque simplemente busca la llave y entra, y si mamá insiste en que espera afuera, llora de tal forma que rompe el corazón.
  • Es un derroche de energía: salta, corre, se trepa, camina cuadras  y cuadras, juega, hace de todo ¡y no se cansa! Yo llego a rastras a media tarde cuando a él ya le toca la siesta, a la que por cierto lo tengo que forzar porque si por él fuera no duerme.
  • Me tengo que mover a su ritmo: su frase favorita de las mañanas: ¡Mamá abre ojo! no importa cuán cansada estoy, el niño demanda atención y con razón, pero es que muchas veces siento que la energía no me da para más. No hay breaks, no hay vacaciones, ni un sueño tranquilo. Por eso estoy criando unas nuevas ojeras, ya son parte de mi look.

maternidad-mama-full-time

Mi respeto a las mamis que trabajan fuera de casa, que tienen a su cargo personal y/o un montón de problemas ajenos a los de su familia que deben enfrentar y resolver, pero esto de ser mamá full time es un título que se gana a punta de sacrificio, dedicación, mucha paciencia, tolerancia, pocas horas de sueño y altos niveles de estrés. Ahora que si además de ser mamá full time, el tiempo que los peques pasan en el colegio, la guarde o durmiendo los dedicas a trabajar (en tu profesión u oficio), definitivamente mereces más que una medalla, mereces dos jejeje.

Estos poco más de dos años de mamá han sido para mí extenuantes y recién empiezo la carrera, pero cada día me siento orgullosa de ser mamá full time, crio a mi hijo como nadie más lo podría hacer, le entrego todas mis locuras y arrebatos junto a todo mi corazón y él me entrega el suyo a cada instante, nos hemos reído juntos hasta las carcajadas incontables veces y también hemos llorado juntos, soy su maestra, su consuelo, su compañera de juegos, he sido testigo de cada uno de sus avances, sus primeros pasos, sus primeras palabras, la primera vez que se bajó de la cama, sus primeras obras de arte, travesuras, y lo que me hace aún más feliz, gozo de cada una de sus expresiones de afecto, muchas de las cuales ni su padre conoce.

Si retrocediera en el tiempo, volvería a elegir ser mamá full time; sí hijito, me vuelves loca pero no cambiaría por nada la posibilidad de estar contigo al menos durante tus primeros años de vida. ¿Qué será de nosotros más adelante? no lo sé, solo sé y siento que ambos somos muy felices ahora y eso constituye una buena base para nuestro futuro.

Mamá&nené

Un espacio para padres que crían y educan con amor.
En cuanto a crianza no hay manuales, pero sí un sentimiento que compartimos los padres y es el amor por nuestros hijos, el amor que nos motiva a ser mejores y que nos mueve a buscar por todos los medios su seguridad, bienestar y felicidad. 
En Mamá&nené fomentamos la crianza respetuosa y toda forma de expresión de amor hacia nuestros hijos. Aquí encontrarás información sobre maternidad y diferentes recursos educativos para acompañar a tu pequeñ@ en un proceso de aprendizaje divertido. Creemos que la mejor forma de aprender es de la mano de las personas que nos aman. ¡Bienvenid@ a Mamá&nené!

24 comentarios:

  1. Holaaa.... Yo no se que tipo de mama soy, soy de las que trabaj fuera, pero cuando estoy en casa mi hija manda, yo no se que es ir al baño sola o ducharme con la puerta cerrada y eso que ahora viene el frio sera un problema, juego con ella en el suelo y nos disfrazamos, bailamos con los tutus puestos, pero es cierto que se necesitan ratitos en los que poder mirarte al espejo, y no la siesta no sirve que si ella duerme yo tambieeeeen jejeje.
    Ojala pudiese pasar mas tiempo pero hay obligaciones que no pueden quedarse a un lado, así que disfruto de todo el tiempo libre juntas.
    Y si, eso de las ojeras nos hacen mas especiales.
    Un beso y ya sabes cuando seamos mayores dormiremos mas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ojalá que sí, que llevo horas de horas de sueño en deuda, y cuando llegue la oportunidad en que pueda dormir plácidamente no abrá nada ni nadie que me despierte... "dormir plácidamente" ¿se podrá eso en algún momento una vez que una se convierte en madre?

      Eliminar
  2. Ay...yo tambien estoy con os terribles 2..y me tiene la cabeza como un bombo. La cosa es que los terribles dos los tengo que combinar con los rebeldes 6. Asi que cuando estan juntos es una batalla campal casi todo el tiempo. Admiro a las mamas full time y no trabajan fuera de casa porque yo no puedo. Necesiso salir fuera, tener mi espacio fuera del papel de madre. Asi que ahora que estoy sin trabajar unos meses lo dias de estres alto, desearia desconectar de niños e ir al trabajo. Un besito guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dos peques! y en qué edades! imagino cómo te deben tener, qué bueno que tengas tu espacio. Yo lo he necesitado y lo necesito muchas veces créeme, pero se me pasa a la primera sonrisa, mueca, o hasta lagrimita de mi enano y estoy de lleno nuevamente con él. El estar a tiempo completo con los peques o compartir el tiempo con un trabajo fuera de casa, no cambia en nada la calidad de tiempo que les podamos otorgar, de hecho si la cantidad, pero no debemos olvidar que la mamá debe sentirse feliz ya que podrá transmitir esa felicidad a sus hijos.

      Eliminar
  3. Yo soy mamá full time! Al principio fue obligación porque no quería dejar mi vida profesional por nada del mundo pero el destino no tenía esos planes. Me quedé embarazada de Elisa y he tenido que lidiar con los terribles dos de Olga junto a los celos por ka nueva hermanita. Un año después viendo asomar los tres añitos de mi grandullona me pasa lo mismo que a todas...pese a lo durísimo que ha sido esta etapa me quedo con los momentos buenos. He de reconocer que está siendo difícil ser madre de dos a tiempo completo, he llegado incluso a dudar de mi capacidad, pero sus besos y abrazos animan a seguir.
    Gracias por tu post y por compartir tu experiencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esos besos y abrazos mágicos que nos hacen olvidar todo lo difícil que pudo ser el día, la frustración y que hasta nos hacen sentir heroínas. Es muy difícil ser mamá a tiempo completo, y mamá de dos pequeñitos! debe ser un desafío emocional y gran desgaste físico constante, te felicito por no desmayar en esta ardua pero a la vez hermosa tarea.

      Eliminar
  4. Yo doy gracias de poder estar trabajando desde casa con Vikingo, todo es más costoso y hay días que me acuesto a las 4 de la mañana y a las 8 estoy en pie con el peque. Es la única forma de ir entregando los proyectos, pero el poder vivir esas primeras veces me hace sentir muy feliz, eso es algo que si te lo pierdes no lo podrás vivir de nuevo, no al menos con ese hijo. Yo admiro a las mamis que trabajan fuera de casa, pero las que nos quedamos con ellos también tenemos ese título de mamá full time! Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es admirable el esfuerzo que haces, sé lo difícil que es, pero como bien dices vivir las primeras veces con nuestros hijos llenan de felicidad y son recuerdos invaluables. Besos.

      Eliminar
  5. Que post más bonito Evi!!!! Me ha encantado y opino exactamente igual que tú, me he sentido más que identificada. Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! aunque ahora que lo veo publicado me he tirado tremendo rollo que espero no desanimar a los lectores jeje. El ser mamá full time es por muchos desvalorado así que acá mi pequeño aporte para reinvindicar esta demostración de amor y entrega.

      Eliminar
  6. jajaja dios mio! pues felicidades!! si, yo soy papa y no sabria que pasa con las mamis, pero igual los papas le gozamos jaja. mi niña a los dos años, igual tenia conversaciones bien filosoficas acá, lastima que no les entendia XD. es una gran maravilla
    saludso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues te felicito, por lo que comentas siempre has estado involucrado en la crianza de tu pequeñita. Mi esposo tampoco entiende lo que dice mi hijo y claro yo le entiendo a la perfección y tengo que estar de traductora sino el nené se me frustra y pone su carita seria de "éste no me entiende" da un respiro y cambia de actividad. Con el tiempo supongo, como tú ya lo estarás viviendo, desarrollarán sus propios códigos, su complicidad y un vínculo especial. Un beso.

      Eliminar
  7. Hola! Es la primera vez que me paso por tu blog. Me ha gustado mucho tu post y me he sentido muy identificada. Mi hijo mayor también está en los terribles 2! Y hace todo lo que tú dices, a lo que se suman rabietas inexplicables y un elevado sentido de la posesión de objetos (¡es mío!).
    Te dejo mi blog por si te apetece pasarte:
    http://diariodeunamadredelsigloxxi.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oh las rabietas! todo un tema, por suerte el "mío" no pasa de ser como un juego para mi enano, pero seguro que dentro de poco la cosa cambiará. Ay los peques!
      Gracias por la visita, ya me doy una vueltita por tu blog, un beso.

      Eliminar
  8. Este post recoge muchas de las cosas que yo he ido plasmando en mi blog, es decir, totalmente de acuerdo contigo!! En casi 2 años he tenido 2 hijos, mami a full time, en muchos momentos auténtica locura, pero feliz!! Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es lo más importante, que te encuentres feliz con la decisión que has tomado. Dos años, dos hijos, mi admiración mujer! es muy difícil y agotador pero cuántas satisfacciones otorga estar al 100% con los peques no?

      Eliminar
  9. Lo que pasa con las mamás que trabajan es que cuando llegan a casa después de trabajar y sobre todo, los fines de semana, se convierten en mamá full time. A diferencia de mamás que trabajan en casa, para ellas el tiempo con los chicos es menor y por lo tanto el tiempo que le dedicas en esas horas es full. Los chicos por su lado, también aprovechan en esas horas y exprimen a la mami a más no poder y los fines de semana, pues qué te digo, resulta más que full time porque saben que el lunes estará fuera de casa unas buenas horas. Es por eso que dicen que también son full time. Te lo digo porque soy mamá que trabaja en oficina, y así fue, hoy no porque mis hijos están grandes y bueno, sus demandas son muy diferentes...ojalá y volvieran a ser pequeños..ja,ja,ja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así como trabajar en determinada actividad full time hace referencia a que dicha actividad es realizada prioritariamente y ocupando la mayor parte sino todas las horas de cada día, al ser mamá full time se prioriza la crianza de los hijos sobre cualquier otra actividad que una pueda desarrollar incluso el trabajo desde casa y el cuidado del hogar. Ya sea que se hable de mamás full time o de mamás que trabajan fuera de casa, la organización es fundamental si se trata de otorgar a los hijos no sólo cantidad sino calidad de tiempo compartido y disfrutado con ellos.
      Muchas gracias por tu comentario, Karina.

      Eliminar
  10. No sabes como te entiendo, el mio tiene dos y medio y si ya de por si es espabilado ahora es pura energía, como tu soy una madre a tiempo completo sin familia así que no puedo delegar un rato para desconecta o tener ese tiempo para hacer algo en pareja, ese aspecto es el que mas complicado veo desde que soy madre, el tiempo es poco y lo principal es mi pequeño, aunque se intenta es difícil mantener una conversación o escucharse.
    Por lo demás estoy realizando el mejor trabajo de mi vida que es criar y formar a una personita realmente especial, llena de energía y de vocación por la vida, como dices es cierto que me faltan horas de sueño y el agotamiento puedo llegar a ser enorme pero vale la pena!!!
    Un saludo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El intereactuar con los tíos, abuelos, primos, etc. le brindan a los niños más oportunidades de socializar y aprender cosas diferentes, lo que para las mamás viene a ser un gran apoyo sobretodo por la confianza, el cariño y los lazos que enmarcan esa interacción. El no contar con familia cerca para apoyarnos eventualmente en el cuidado de los peques es una situación que hace más ardua nuestra tarea. No es tan sencillo como se piensa dejar a los niños al cuidado de personas extrañas por más recomendadas que sean, en ese sentido el apoyo de la familia es fundamental y sino quizás de una amiga muy querida mejor aún si es también mamá, así quizás podamos darnos un poquito más de tiempo a nosotras mismas y a nuestra relación de pareja, que muchas veces se ve afectada sin que nos demos cuenta.
      Besos.

      Eliminar
  11. No te creas que cuando crezca cambiará ... el mío con 9 sigue hablando por los codos. En cuanto a las energías y al efecto chicle -pegado a tí- se irá buscando nuevas experiencias: abuelos, tíos, amigos enrollados .... Pero tu tiempo seguirá sin llegarte a nada. Seguirás siendo una madre full time.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo único que le pido a la vida son más horas de sueño jejejeje... que por lo demás estoy encantada, siento que estoy haciendo el mejor trabajo de mi vida y como toda cosa que vale, requiere mucho esfuerzo. La recompensa la recibo cada día, con sus muestras de amor, con sus logros, con su preocupación por mí... es un pequeño hombrecito.

      Eliminar
  12. Es la primera vez que paso por aquí y me a encantado tu blog y como lo explicas el mio es mas sencillito.
    Yo estoy con mi peque de 34 meses por las mañanas y por las tardes trabajo y al llegar a casa le doy de cenar, jugamos y dormimos juntos.
    Nos lo pasamos genial y estamos muy compenetrados, supongo que por eso habla por los codos desde los 15meses antes que caminar.
    Ahora ya sabe contar en catalán.español hasta 20 y en inglés hasta 5.
    Y ya tiene mas precisión y no se sale apenas del contorno.
    No se que tipo de mama soy, solo se que soy adicta a él

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Felicitaciones por los grandes avances de tu pequeñito, estoy segura que mucho tiene que ver con tu presencia gran parte del día en sus actividades, acompañándolo y descubriendo el mundo de tu mano. No se trata de tipos de mamás, sea una mamá full time o una mamá que trabaja fuera de casa también, todas son mamás. Mi opinión busca principalmente dar a conocer un poco el día a día de una mamá que se dedica principalmente al cuidado de sus hijos y darle la importancia que merece la entrega y sacrificio que conlleva el cuidado a tiempo completo de los hijos. Ser mamá full time debiera ser un motivo de orgullo pero es por el contrario una condición y decisión que es muchas veces desvalorada.

      Eliminar

Instagram