Cartas de Mamás: Lactancia materna, decisión motivada en el amor.

CARTAS-MAMAS-LACTANCIA-MATERNA-INICIATIVA-MAMAYNENE

Hola:
Hoy en "Cartas de Mamás" compartimos la historia de Rosmery, quien en su momento, como muchas mamás jovenes, tuvo muchos temores o reservas respecto a dar de lactar, y es que ciertamente no es un proceso fácil, pero que motivadas en el amor a nuestros hijos podemos sacar adelante. Rosmery nos cuenta:


Hace poco leí un artículo sobre la lactancia materna que me hizo retroceder 11 años y confirmar, recordando la experiencia que tuve con mi peque en esos tiempos, que muchas madres primerizas que tenemos niños en etapa de lactancia a lo mejor no le tomamos mucha importancia, como en mi caso.

A los 21 tuve a mi primer y hasta el momento único hijo, José Gabriel. Como muchas de ustedes, vivía preocupada porque nada malo le pase y hacía lo que se me sugería en especial en la parte médica, una de esas sugerencias fue LACTANCIA MATERNA EXCLUSIVA. Mi rostro se transformó, no me imaginaba, no me entraba en la cabeza que mi niño succione mis “limones”, que si le daba hambre en cualquier parte tuviera que sacar mi pecho para satisfacer su hambre y mucho menos durante los 6 primeros meses, se me hizo un mundo. Los primeros días súper dolorosos, y por qué no decirlo yo muy incómoda, pero quería que mi bebé se encuentre bien, las recomendaciones médicas fueron: nada de leche en fórmula, nada de biberón y chupón y nada de agua, de esta forma mi niño no sufriría de enfermedades y mucho menos infecciones estomacales. Yo sufría al no darle agua y cada que lloraba pensaba que tenía sed y bueno los sacrificados ya sabemos quiénes eran (mis limoncitos) así me pase los 6 meses y reconozco que no se enfermó. Después de los 6 meses fui emocionada a su control pensando en: ¡por fin! ya empezará con la leche en fórmula, agua y las papillas… efectivamente, le indicaron las papillas pero en lugar de agua, leche materna hasta que cumpliera el año. Dije: bueno, a seguir las indicaciones al pie de la letra.  Llegó el año y cuando por fin la pediatra indicó que podía dejar de darle leche materna, mi niño ya estaba acostumbrado y me daba mucha pena negarle algo que le gustaba tanto así que decidí continuar hasta los dos años. En el artículo que mencioné señalaba que la leche materna exclusiva aporta muchos nutrientes que benefician al desarrollo intelectual de los niños. Yo no lo sabía, solo me deje llevar por mi deseo de demostrarle mi amor a mi hijo a través de la lactancia. Hoy puedo confirmar que sí es cierto.

José al año sabia contar del 1 al 10, los colores, colores de la bandera, el nombre de nuestro país, al año y medio sabia la dirección de su casa, un niño al que le hablabas y te prestaba atención y entendía y no lo digo porque sea mi hijo, es la experiencia que tuve con él. Ahora tiene ya 11 años, es un niño muy bien desarrollado, inteligente, muy hábil, en el colegio las psicólogas me dicen que su coeficiente intelectual es muy alto y yo estoy más que orgullosa, muy pero muy feliz por él.


Espero les sirva en algo mi experiencia, soy muy poca de escribir pero si tienen alguna duda no duden en preguntar que yo con mucho gusto les responderé.


Muchas gracias Rosmery por escribirnos.

Si deseas compartir tus experiencias, temores o dudas, ponte en contacto con nosotros aquí. Escríbenos, tu historia puede inspirar y ayudar a muchas otras mamás.
Si deseas formular una pregunta a Rosmery, solo déjala en tu comentario y me pondré en contacto con ella para que pueda responderla aquí mismo.

Mamá&nené

Un espacio para padres que crían y educan con amor.
En cuanto a crianza no hay manuales, pero sí un sentimiento que compartimos los padres y es el amor por nuestros hijos, el amor que nos motiva a ser mejores y que nos mueve a buscar por todos los medios su seguridad, bienestar y felicidad. 
En Mamá&nené fomentamos la crianza respetuosa y toda forma de expresión de amor hacia nuestros hijos. Aquí encontrarás información sobre maternidad y diferentes recursos educativos para acompañar a tu pequeñ@ en un proceso de aprendizaje divertido. Creemos que la mejor forma de aprender es de la mano de las personas que nos aman. ¡Bienvenid@ a Mamá&nené!

6 comentarios:

  1. la mamá de Álvaro27 de marzo de 2015, 11:30

    Preciosa la carta! Y dice verdades como puños! Me ha encantado. Muakkk

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi también me encantó la sinceridad de la carta y es que la lactancia no es toda una maravilla, en especial para las primerizas, pero aprendemos, y así la lactancia se convierte en una experiencia inolvidable.

      Eliminar
  2. Que bien que haya pediatras que recomienden la LME, que hoy en día cada vez parece más raro!! Eso sí, tiene millones de ventajas pero no creo que el CI tan alto del niño se deba única y exclusivamente a la lactancia, que algo hace la genética no? ;-) Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Opino de la misma forma, la lactancia materna exclusiva puede ayudar y mucho, pero no es el único factor, también el factor genético y la estimulación que pueda recibir el niño en especial la afectiva e incluso desde antes de nacer, para desarrollar lo más posible sus capacidades cognitivas.
      Besos Cristina!!

      Eliminar
  3. Una carta preciosa, con lo que no estoy de acuerdo es qué el CI tenga que ver o no con la lactancia materna, es más bien genética pienso yo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Laura, de igual forma me encanta la sinceridad con la que Rosmery nos comparte su experiencia, creo que eso hace más bella su carta.
      Sobre la relación de la lactancia con el desarrollo del CI, pienso como tú que no se le puede atribuir la exclusividad, y que hay otros factores que intervienen.
      Un beso.

      Eliminar

Instagram